lunes, 23 de noviembre de 2020

Los cien días de Juanita Calamidad

En la historia del mundo ha habido una Juanita Calamidad (Calamity Jane) que a finales del siglo XIX hizo de todo en EEUU: desde asesinar sioux lakota y cheyennes para el Ejército a trabajar de lavandera, prostituirse o figurar en el espectáculo circense de Búfalo Bill. A fin de cuentas, hay que comer. 

Un siglo y medio después, tenemos tanto otro Juanito como otra Juanita. Estamos a punto de llegar al segundo aniversario del intento de golpe de Juanito (Guaidó) Calamidad en Venezuela y ahora se acaban de cumplir los cien días del intento de golpe de Juanita (Tijanovskaya) Calamidad en Bielorrusia. Los dos trabajan para el ejército de EEUU (y los de la UE), los dos se han prostituido vendiendo a sus países, pero ninguno de los dos ha encallecido sus manos lavando sus miserias y lo suyo es espectáculo de circo sin la menor duda.

Una constante de los llamados medios alternativos es que siguen sistemáticamente la estela de los medios de propaganda de la burguesía. En cuanto un tema desaparece de los medios de propaganda de la burguesía, desaparece de los llamados medios alternativos. Y si hay excepciones, estas confirman la regla. Pocas veces se analiza por qué les interesa a los medios de la burguesía determinados temas y no otros.

Uno de los temas que ha desaparecido como por encanto -porque Occidente ha perdido, básicamente- es Bielorrusia, y se acaban de cumplir cien días desde el intento de derrocamiento de Lukashenko. En este tiempo nuestra Juanita Calamidad (Tijanosvskaya) ha seguido la estela de su predecesor, Juanito Calamidad (Guaidó), y con los mismos resultados: ninguno. Que si huelga general -¿sabéis que para el 26 de octubre se había convocado una que no tuvo lugar?-, que si boicot al consumo, que si sanciones internacionales, que si... Nada de nada. Sanciones de sus proxenetas sí, pero nada más.

Hace un par de semanas en Bielorrusia ocurrió algo inédito: el surgimiento de la "oposición constructiva". Dije que Lukashenko era un mago y que cuando a un mago se le ven los trucos deja de ser mago. Me equivoqué. Aún le quedaba alguno oculto: crear esa "oposición constructiva" es uno de ellos. Y no me queda ninguna duda que lo ha hecho siguiendo las sugerencias de Rusia.

Ya entonces, cuando lo escribí, Lukashenko había anunciado reformas constitucionales -algo que llevaba en su campaña electoral- y de distribución de poderes sin especificar. Algo se ha comenzado a mover en ese sentido. El 10 de octubre fue liberado uno de los candidatos contra Lukashenko, el empresario Yuri Voskresensky, alguien bien visto en Rusia, por cierto, y desde entonces es un firme partidario del "diálogo constructivo" incluso desde la televisión. Se está convirtiendo en la antítesis de Juanita Calamidad.

Así, se acaba de crear la Mesa Redonda de Fuerzas Democráticas que se antepone al Consejo de Coordinación de la Oposición que encabeza Juanita Calamidad y que está reconocido por el Parlamento Europeo como "representación interina legítima de Bielorrusia". Los ataques de ésta no se han hecho esperar y ahora Lukashenko ocupa un lugar muy secundario en toda la trama "opositora". Es entre ellos donde se está librando la batalla.

Calamity Jane era, además, una mentirosa compulsiva: entre otras mentiras, hizo correr la especie de que había formado parte de las fuerzas del general Custer, el que fue derrotado por una coalición de pueblos mandada por el sioux oglala Caballo Loco en Little Big Horn (Pequeño Gran Cuerno), cuando nunca fue así. Lo mismo que nuestros Juanito y Juanita, que son dos vendedores de nada y fabuladores natos. Nuestra Juanita está reconocida por Europa ("representación interina legítima"), como el Juanito ("presidente interino" para unos, "presidente encargado" para otros"), y ahora se está desgañitando para que la Europa no reconozca a Voskresensky. No vaya a ser que el dinero que le llega sea menos o no le llegue si es que Europa, sobre todo EEUU y Polonia, deciden que hay que repartir los fondos para la "sociedad civil".

 La cosa se ha puesto tan difícil para las fuerzas de Juanita Calamidad que acaba de anunciar que se ha formado un Consejo Coordinador de la Oposición "dentro del país" para combatir contra la Mesa Redonda de las Fuerzas Democráticas y que estará en la clandestinidad. Juanita Calamidad, acompañada en esta ocasión por Svetlana Aleksievich para dar algo de fuerza a su historia, dice que "Occidente no comprende lo que está pasando en Bielorrusia".

La cosa no sería reseñable si no fuese porque desde Bielorrusia se ha acusado a Juanita Calamidad de todo porque lo poco que queda del llamenos "anterior" Consejo Coordinador de la Oposición dice no tener noticias del nuevo y que ellos siguen funcionando. O sea, que ahora hay dos Consejos. O tres, con los de la "oposición constructiva".

Hasta ahora la apuesta de Occidente por Juanita Calamidad no ha dado sus frutos, como tampoco las décadas de "sanciones selectivas" contra Bielorrusia. La imagen de los embajadores europeos depositando flores donde murió un manifestante (¿habéis visto algo similar en Bolivia tras el golpe de Estado, en Chile o en Perú?) está ya muy lejos. Ahora en Occidente se está comenzando a hablar de cómo Juanita Calamidad está comenzando estar desfasada porque no es posible "impedir la influencia económica china en Europa" que tiene en Bielorrusia uno de sus centros, secundario, pero importante y "el abrazo ruso".

Por si todo ello fuese poco, Lukashenko acaba de sacar otro truco de su chistera de mago: acaba de anunciar que "antes de fin de año se tiene que resolver la cuestión de la creación de organizaciones sindicales en todas las empresas privadas" y que aquellas que no lo hagan "serán liquidadas". Lo poco que ha habido de protestas y huelgas siguiendo el llamado de Juanita Calamidad, la última este pasado 26 de octubre, han sido cierres patronales y no huelgas obreras propiamente dichas. Lukashenko ha tomado nota. Dado que mal o bien los trabajadores no están siguiendo los llamamientos de la "representación interina legítima", el tener sindicatos dentro de estas empresas privadas le va a garantizar a Lukashenko un control sobre estas empresas dado que es desde arriba desde donde se impulsan estos sindicatos. Es bastante obvio que el Estado considera que esto fortalece su control sobre el sector privado. Y que tiene toda la sartén por el mango. Juanita Calamidad tendrá que seguir con sus apariciones circenses por Europa para ganarse (bien) la vida.

El Lince

16 comentarios:

  1. Bueno, al margen de injerencias extranjeras, las 3 líderes de la oposición (no es Tijanovskaya sola) se han presentado porque sus maridos fueron arrestados antes de las elecciones, impidiéndoles presentarse. Rollo Navalny. Incluso Tijanovskaya tuvo que abandonar el país. Y con mi familia en la cárcel, yo me asocio hasta con el diablo para liberarlos, si es preciso. Al margen de quién apoye a estas mujeres, el pueblo bielorruso ha votado masivamente contra Lukashenko. ¿Has visto todos los testimonios de torturas y violaciones a mujeres mientras estaban detenidas? También a hombres. La omon se ha cargado a unos cuantos, muertos. No lo sé Rick, si has ganado no vas pegando tiros a la gente. Claro que lo pasarán mal, las transiciones son así. Nosotros tenemos experiencia en gobernantes que se han tirado en el poder más de 25 años, y no solemos tener buena opinión de ellos, igual que de Putin, porque estar tanto tiempo resta democracia (por no decir dictadura encubierta). Y allí no hay un gobierno asambleario, no sé si me explico. Es posible que el futuro sea muy neoliberal para ellos, pero es que ahora tampoco estaban para tirar cohetes. Si conoces a disidentes bielorrusos en el exilio supongo que sabes de lo que hablo. Igual es que hasta que no apunten a tus hijos con un rifle no abrirás los ojos. Hay gente para todo. Yo no defiendo a ninguno de los dos bandos, pero entiendo perfectamente que el pueblo haya votado contra Lukashenko, si conoces a algún bielorruso del montón lo entiendes. Y claro que hay intereses en cada parte, de la misma forma que tú tienes un tus intereses con tus publicaciones. Llevo casi 3 meses siguiendo esto, y las manifestaciones son diarias, las detenciones y palizas son diarias. Si tienes que hacer eso para mantenerte en el poder, igual es que eres un poco hijo del mal y te mereces que te echen a patadas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también conozco gente que vive en bielorrusia y duda de esas manifestaciones aunque no simpatizan con Lukashenko. Tijanovskaya es esposa de un bloguero mediatico que hizo su fama criticando el deterioro social de Bielorrusia, pero es dudoso que se vea con acogida mayoritaria en el pueblo bielorruso y que este realmente preparado. Se nota que lo apoyaban y asesoraban entes foraneos (magnates rusos segun algunos) En las elecciones Bielorrusas no es creible que Lukashenko gane con el 80%, pero los candidatos tampoco muestran tanta popularidad como para representar una alternativa diferente. Ya que sus programas muchas veces no tienen en cuenta los intereses del pueblo bielorruso, se tratan de reformas neoliberales y acercamiento a occidente, y los bielorrusos ya tienen cerca las experiencias de la rusia de los 90 o la ucrania postmaidan que fueron y son desastrosas. Sencillamente es otro intento de revolución de colores auspiciada por la rusofobas polonia y lituania que no cuaja porque es un escenario muy conocido. Es cierto la represion y brutalidad. Pero en el maidan hubo violencia oculta de los manifestantes y aparecieron milicias fascistas; cosa nada extraña mirando la evolución del momento. Y asi se trate de tener una democracia que en teoría garantice derechos básicos y permitir supuestamente la participación de la sociedad civil, solo al final resulta en que un grupo gobernante asciende obedeciendo dictados externos y sin importarle un comino la depauperizacion de su población donde ni siquiera la oposicion o es reprimida o ninguneada. Uno observara la represión pero es tan conocido que uno sabe que en estos escenarios la violencia encubierta de las protestas y ciertas acciones oscuras juegan un destacado papel. Ocurrió en Ucrania, se intento en Venezuela, en diferente manera sucedió en Kirguistan y Georgia. Lo curioso es que aqui el fracaso es mas estrepitoso de lo habitual y por cierto que los bielorrusos decidan ellos solos.

      Eliminar
  2. Lo siento mucho (es un decir) por la OTAN, por el Pentágono, por el FMI, por la CIA y por la madre que parió a todas esas organizaciones criminales: no cuela. Así que, mientras esas alimañas sean sus detractores, habrá que situarse del lado de Lukashenko.

    Salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te entiendo, pero es posicionarse al lado de un asesino. Pero asesino no de te doy un sueldo de mierda, sino asesino de "fue a trabajar como cualquier día y no lo hemos vuelto a ver". Yo no me posiciono al lado de ninguna de esa escoria. Tengo familia en Euskadi que toda la vida se declaran socialistas y junto a eta. Pero es que eta mataba a trabajadores, y no acabo de ver qué tiene eso de socialista. En fin, que nos encanta simplificar y estar a un lado o al otro. Y así sólo hacemos favor a unos: los que tienen el poder, se cubran de una bandera u otra. O el poder recae en todos, o estamos jodidos. Sí amigo, te hablo de anarquismo :)

      Eliminar
    2. https://www.etc.se/ledare/they-raped-me-truncheons-truth-about-lukashenkos-brutal-war-opposition-activists

      Por si no sabes inglés, te traduzco: a esta chica la violaron con porras, por todo el cuerpo. Es sólo un testimonio, en ruso puedes encontrar unos 200 más. Tú sigue al lado de Lukashenko. Hay un refrán que dice "dime con quién andas y te diré quién eres". Mira que me cae mal, pero ojalá Tijanovskaya acceda al poder, y si no, ojalá que haya venganza. Ánimo campeón

      Eliminar
    3. También hay otro refrán que dice: "Vemos la paja en el ojo ajeno, y no vemos la viga en el nuestro".

      ¿A qué me suena ese condescendiente adjetivo de "campeón"?...

      Eliminar
    4. ¿Ojo ajeno? Eres tú el que dice que hay que posicionarse al lado de Lukashenko. Si no te gusta lo que dices, no lo digas. Yo no tengo ninguna paja en ningún ojo, ni vigas, ni leches. Es imposible justificar a Lukashenko porque se porta como lo hacen los dictadores, como fue Franco. Supongo que te posicionas junto a Franco. Guay campeón :) En lugar de decir "perdona, he dicho una gilipollez sin saber, claro que no apoyo a un asesino". De momento Tijanovskaya no ha matado a nadie. Que igual si pilla cacho se vuelve peor, pero a día de hoy no lo sabemos. Bueno, en lugar de rectificar te pones a decirme cosas de ojos, pajas y vigas. Grande. Misma estrategia de distracción que la troika. Así nos va

      Eliminar
    5. Como bien dijo Che Guevara juntando el índice y el pulgar: "Al imperialismo, ni tantito así".

      Eliminar
    6. En fin, con argumentos así, sí que convences. Justificando las violaciones de derechos humanos, vengan de donde vengan. Haces buenos a los de Vox. Suerte en la vida, campeón.

      Eliminar
  3. No tengo un conocimiento profundo acerca de lo que ha pasado en los últimos meses en Bielorrusia pero, por lo que he estado leyendo aquí y en otros sitios, tiene toda la pinta de ser un intento de "revolución de colores" al más puro estilo OTAN, CIA y todo eso.
    No dudo que el tal Lukashenko haya impuesto en el país un régimen corrupto y autoritario, que las elecciones puedan estar bastante amañadas, que se aferre al poder y que haya persecución contra los opositores y violaciones de derechos humanos. Desde luego no me extrañaría que así fuera. Pero si el intento de derrocar a Lukashenko ha fracasado tan estrepitosamente, tal y como parece, digo yo que será por que tiene todavía un importante apoyo popular. Seguramente se deba a que la gente allá en Bielorrusia ha visto lo sucedido en la vecina Ucrania y no quiere pasar por lo mismo.
    Los años en que Occidente encandilaba han pasado a mejor vida y muchos ya conocen el truco. Al menos en esos países el neoliberalismo no trae democracia y prosperidad, sólo caos, miseria, opresión y violencia. Esa es la única forma con la que puede imponer sus recetas y puede que los muchos bielorrusos (por supuesto no todos) hayan preferido la máxima "más vale malo conocido...".

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, si está claro que es una revolución de colores. Aqui6 la transición también fue de colores, no olvidemos que el rey estaba con la CIA. Y aquí a pocos blogueros se encarcela. Lo que quiero decir es que aquí también hay violencia institucional. ¿Qué es mejor y qué es peor? Yo creo que ninguna de las salidas es buena, pero llevan +25 años de represión al estilo soviético. Nosotros sabemos que es eso porque con Franco pasaba lo mismo: mientras no abras la boca y sigas siendo un engranaje, todo ok. En cuanto salgas del redil, aunque sea solo para estirar las piernas, acabas en una cuneta. No creo que haya fallado estrepitosamente, te encomiendo a que hables con la gente de allí. Hay manifestaciones masivas casi a diario, y represiones masivas casi a diario. Si tanto preocupa que "la troika" ocupe el país, ve allí a educar y a aleccionar tú mismo. Desgraciadamente en el mundo hay pocas opciones, y el modelo actual no es que me guste (hablo de Europa), pero no podemos decirles "seguid resistiendo, aunque sigáis con represión y dictadura, porque es mejor que lo que tenemos en Europa". De verdad, no sé ni cómo alguien puede atreverse a pronunciar esa frase. Os recomiendo el canal de Navalny en telegram, Hexta

      Eliminar
  4. "Me ha sorprendido muy gratamente como en Bielorrusia han sabido aplicar lo mejor de ambos sistemas, el gobierno sigue teniendo una estructura al más puro estilo soviético, pero tiene relaciones comerciales muy estrechas con China y Azerbaiyán, además de invertir en empresas tecnológicas y abrir la puerta a que otros países las sitúen allí. Creando un sistema híbrido que repercute muy positivamente en la calidad de vida y bienestar de sus habitantes.

    La gente joven tiene cada vez más poder adquisitivo, los restaurantes y cafés de la capital son modernos y de diseño, están llenísimos de gente local y no son tan baratos como en otros países vecinos.



    El parque móvil es también bastante nuevo y en Minsk de gama alta (en un día vi más de 20 porsche). El país cuenta además con unas buenas infraestructuras y un muy buen transporte público, autobuses modernos y calles y carreteras muy bien asfaltadas, ¡muchísimo mejor que en algunos países de la Unión Europea!

    Bielorrusia cuenta también con una excelente educación y sanidad, llegando a tener un importante volumen de turismo sanitario por parte de los países vecinos, que encuentran aquí la misma calidad de servicio sanitario que en sus países pero a menor precio.

    Esta ha sido sin duda la mayor de mis sorpresas, la excelente calidad de vida, que comprende no solo el poder adquisitivo, también la gran cantidad de zonas verdes, la seguridad, la limpieza de las calles y que los coches te cedan, a ti peatón, el paso al cruzar la calle, ¡en una ciudad de 2 millones de habitantes!

    El que espere llegar a Bielorrusia y viajar en el tiempo a un país soviético y gris se va a decepcionar y mucho."

    http://lassandaliasdeulises.com/como-es-bielorrusia/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ah, y otra cosilla. Allí hay nivel, es verdad. Hay bares super chulos. Si consigues entablar amistad con alguien del gremio, pregunta cuánto paga a la mafia y en sobornos a las autoridades. En la Rusia de hoy ocurre igual. Es jodido cuando se presentan unos caucásicos en tu local, porque ya sabes lo que toca. Pregunta a los bares de Euskadi en los 80, ocurría algo parecido, aunque con otros motivos políticos. En fin, no es oro todo lo que reluce.

      Eliminar
  5. Es bastante cierto lo que dices. Si le preguntas a mi madre, te va a decir que con Franco no se vivía tan mal. Veníamos de la miseria, y este señor también hizo infraestructuras y Lalala. Ahora, como alguien te pusiese una X, al hoyo. Ostras, es difícil decir qué es mejor. También puedes hablar con abuelas de allí, a las que la pensión les da poco más que para comprar griechka, leche y huevos. Por otra parte, ocurre como con cualquier dictadura, con los años y la práctica, la gente eleva un poco su nivel de vida. Siempre dentro del redil. Tengo amigos en el exilio por quejarse de alguna cosilla en su época de estudiante. Echaron del trabajo a sus padres, palizas a hermanos, ... A ver con qué cara les dices que los servicios allí están mejor que hace 20 años. Es posible, pero a un coste difícilmente digerible. Jeje, ¿a qué te refieres con soviético? La Rusia de los 70 era mil veces más moderna que España, a costa de la gente de allí,como en toda dictadura. El peligro es que se olvidan las cosas malas si no llegaron a tu familia. Hoy hay muchos jóvenes rusos que prefieren que hubiese otro Stalin. ¡Stalin! Y con Putin no es que estén muy mal, por decir algo. Aquí esto es una vergüenza, y aquí seguimos, votando a la chusma. Repito, no me gusta la opción Tijanovskaya, pero es que como a todos,por motivos educacionales, no nos dejan ver otra salida. Por eso, aunque no me guste esta tipa, la entiendo perfectamente, y entiendo a los que la siguen. Por cierto, mira vídeo de las elecciones, de los colegios. Hay vídeos de cada aldea de Bielorrusia en el que sólo se ve entrar a gente con lazos blancos (el distintivo que usaron para hacerse una idea del apoyo a estas chicas, contra Lukashenko). Hay horas de videos, abuelas con lazos, hombres con lazos, jóvenes con lazos. Vamos, está claro el fraude.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vale, pero hemos de admitir que, durante décadas, el aparato mediático occidental no ha parado de difundir mentiras y de poner el acento en lo malo de esos sistemas. El caso de Cuba es paradigmático, además de vergonzoso y criminal.

      La Unión Soviética fue derrotada por el capitalismo, y ya se sabe, la historia la escriben los vencedores. O sea, la CIA, Wall-Street y Hollywood.

      Eliminar
    2. Que sí, que es verdad. Cualquiera de las alternativas plausibles es una mierda. Pero en una no te encierran por tener un blog (y ojo, que allí te encierran a la mínima, y aquí a los raperos les encierran por decir burradas). Ninguna opción es buena, pero aquí al menos el umbral está un poquito más elevado. Y poner el acento en lo malo es lo inherente al ser humano. Mira, es todo una mierda, pero sintiéndolo mucho: salvo Stalin, Hitler y cía, cualquier mierda es menos mierda que Lukashenko, por desgracia. Ojalá y lo hubiera hecho bien el señor. Yo a los únicos bielorrusos que conozco con mayor poder adquisitivo, o son parte del engranaje (familiares de oligarcas), o están fuera (principalmente en Rusia y Usa, si os lo preguntáis). El mundo no es izquierda y derecha, el dinero no entiende esos términos. O nos unimos desde abajo, o da igual que te pongan a Lukashenko que a Aznar, que de una forma u otra vamos a estar jodidos. Muchos conocidos comunistas están a favor del comunismo, como muchos amigos liberales (derechones) están a favor de nuestra falsa democracia. Uf, conociendo la represión, honestamente prefiero esto, aunque lo trague sin gusto.

      Eliminar