jueves, 18 de abril de 2024

El hecho y el derecho

Occidente está en un estado de pánico total. Si antes era la paliza que está recibiendo en el país 404, antes conocido como Ucrania, ahora se añade la audaz, aunque telegrafiada, respuesta iraní al ataque a su consulado en Damasco. 

Estos días tengo que desempolvar el Derecho Internacional Público, mi especialidad académica, para resaltar lo obvio porque los ignorantes y descerebrados occidentales -incluyo aquí a quienes van de "progres"- están repitiendo como loros lo que oyen, ven y leen en el estercolero mediático. Es sabido que los loros pueden repetir alguna palabra humana, pero no saben lo que dicen. Los "progres" son lo mismo, los nuevos loros.

El ataque al consulado iraní en Damasco es una violación del derecho internacional vigente por varias razones, todas recogidas en el derecho internacional: fue un ataque a una sede diplomática oficial de un país miembro de la ONU, un país que es formalmente no beligerante (cuestión de la que se jacta Occidente cuando habla de su postura con el país 404) y dentro de un país que es también no beligerante (Siria). Estas razones son, de hecho y de derecho, y así está recogido en el derecho internacional, insisto, una declaración de guerra que legitima la respuesta del país agredido. Punto.

A partir de aquí, todo lo que dice y hace Occidente en su apoyo al IV Reich sionista, antes conocido como Israel (a partir de ahora diré IVRS), es una violación manifiesta del derecho internacional. Pero cuando el derecho internacional a Occidente le importa una mierda, y por ello solo habla de "orden internacional basado en reglas", su orden y sus reglas, esto no tiene ninguna relevancia. Y los supuestos "progres", una y otra vez asumen e interiorizan este no-discurso, porque es un no-discurso. El destino de todos y cada uno de ellos es el basurero, político, personal e histórico. A esta gente solo se la puede aplicar el viejo dicho de "Roma no paga traidores". Por más que hagan y asuman el discurso de la burguesía, nunca serán recompensados. Deberían tener presente, al menos, lo que ha pasado con Podemos. Pero ni eso. Toda esta gente se está situando, lo está ya, al mismo nivel que los "socialistas" que votaron por los créditos de guerra que llevaron a la I Guerra Mundial. En Alemania, por ejemplo, valientes como Rosa Luxemburgo y Karl Liebknecht​ abandonaron el partido por ello. Pero esta gente "progre" ni siquiera sabe quiénes son.

Occidente ha violado el derecho internacional en varias ocasiones, como por ejemplo el ataque a la embajada del Vaticano en Panamá en 1989, cuando EEUU capturó a Noriega, y el bombardeo a la embajada china en Belgrado en 1999. En el primer caso EEUU se vanaglorió (como Ecuador lo acaba de hacer al asaltar la embajada de México), en el segundo se "justificó" diciendo que era un "accidente no deseado", y lo mismo dijo la OTAN aunque los chinos nunca aceptaron esta "disculpa".

La respuesta iraní a un acto de guerra directo ha sido no solo lógica, sino ajustada a derecho. Y avisó con 12 días de antelación. Y utilizó drones y misiles lentos, aunque también dio un indicativo de lo que podría haber hecho y no quiso: el envío de misiles hipersónicos que no fueron derribados y alcanzaron sus objetivos. En la foto que os puse de los misiles sobre el parlamento del IVRS se ve que ya no hay defensa aérea alguna, estaba claramente rota, por lo que si Irán hubiese querido causar dolor civil lo habría hecho sin problemas. Eso es lo que diferencia a la mayoría de países de Occidente y del IVRS. Ya están apareciendo algunas fotos satelitales, aunque de mala calidad, sobre los daños, que fueron bastante mayores de lo que se dice.

Esto se ha identificado como dos hangares para reparación de equipos terrestres, una estación de mantenimiento para aviones de transporte, un centro de recreación para oficiales y una atalaya. Se dice que al menos un avión de transporte C-130 fue inutilizado. Puede que sea poca cosa, pero el caso es que es una demostración fehaciente de una disuasión efectiva. 

Una muestra de que la defensa aérea estaba ya rota, y lo está ahora también, es lo que está ocurriendo ahora mismo, ayer. Pero antes, la víspera de la legal respuesta armada iraní ya Hizbulá había acabado con una de las instalaciones de esa "inexpugnable" defensa aérea sionista.

Lo de ayer también es épico: un dron de Hizbulá atacando en pleno día y sin oposición alguna. Dos tomas de lo mismo.



La respuesta iraní ha sido muy al estilo persa, muy de ajedrez. Un análisis detallado de lo ocurrido es cuestión de tiempo, pero ya se puede ver un cambio de tono en Occidente. Hay un dicho que dice que "el miedo guarda la viña", el temor del castigo. Ya ha habido un aviso. Se está publicando por ahí, sobre todo en Rusia, que el día anterior a la respuesta iraní se llevó a cabo un ciberataque contra el IVRS que cortó temporalmente el suministro eléctrico a su sistema de radar y a la metrópoli de Tel Aviv. El responsable fue Irán y es fácil imaginar lo que hubiese supuesto que los dos hechos, el ciberataque y la respuesta militar, se hubiesen superpuesto. Si no se hizo fue porque Irán no quiso. Así de simple y de sencillo.

Estamos en manos de locos psicópatas, por una parte, y de locos ignorantes por otra. Y no se vislumbran alternativas en Occidente en términos de estrategia y visión internacional. Occidente está muriendo, su hegemonía se deshace y ha surgido un mundo que, a pesar de la diversidad de intereses, gobiernos y modelos sociales, no quiere tener nada que ver con el supremacismo neocolonial occidental. 

Una penúltima cuestión: el papel de los estados árabes en todo esto. Jordania se ha puesto del lado del IVRS, lo que le pasará factura, y el resto dice que se abstuvo. Cuando Biden llegó a la presidencia (saludada por todos los "progres" del mundo mundial porque "había que echar a Trump") una de las primeras cosas que hizo fue apuntalar la vieja idea de crear una "OTAN de Oriente Medio". Los primeros movimientos en ese sentido se hicieron en 2022. Eso ahora está más que aparcado, si no muerto definitivamente. Arabia Saudita, Egipto y Emiratos Árabes Unidos están en los BRICS y están manteniendo una discreta abstención en todo este follón, pese a lo que se está diciendo en el IVRS de que les han apoyado derribando drones y misiles iraníes. Es una ilusión porque Irán ha dicho que comunicó a estos países que iba a atacar con 3 días de antelación. Estos países lo han confirmado. También se informó a Turquía, y los turcos lo han confirmado. Y esos países, según la versión iraní, "examinaron sus acuerdos de bases con Washington para hacer lo mínimo necesario". Eso significa que, a lo sumo, permitieron que algunos aviones estadounidenses volasen para interceptar algunos drones si sobrevolaban su espacio aéreo. Si hay un ataque del IVRS se verá si estos países hacen lo mismo o no pero, en cualquier caso, ahora mismo esto de la "OTAN de Oriente Medio" es una ilusión occidental. Otra más.

P.D.- Otra de las cosas que los "progres", unidos al cordón umbilical del estercolero mediático, desconocen, y la ignorancia no es excusa, es que en Gaza había un hospital, el Centro Al Basma, que tenía cinco tanques de nitrógeno líquido en la unidad de embriología. En esos tanques había 4.000 embriones y 1.000 muestras de esperma y óvulos no fertilizados. Eso está todo destruido.

El IVRS, con el apoyo y beneplácito de Occidente y sus "valores democráticos", no solo mata palestinos vivos, sino futuros. Centenares de parejas invertían todo lo que tenían para poder tener hijos. Si esas parejas están vivas, ya no los tendrán gracias a Occidente.

Así que viene al pelo otra poesía palestina, otra muestra de la cultura de un pueblo que gracias a Occidente está siendo masacrado, además de despojado de todo, incluida su tierra.

Tonalidades de la ira - Rafeef Ziadh


¡Permíteme que hable en mi lengua árabe
antes de que también ocupen mi lengua!
¡Permíteme que hable en mi lengua materna
antes de que también colonicen su memoria!
Soy una mujer árabe de color,
y venimos de todas las tonalidades de la ira.
Todo lo que mi abuelo quería era
despertarse al alba y ver a mi abuela rezar de rodillas,
en una aldea escondida entra Yaffa y Haifa.
Mi madre nació bajo un olivo,
en una tierra que, como dicen, ya no es mía.
Pero yo atravesaré sus barreras, sus puestos de control,
sus malditos muros de apartheid, y retornaré a mi patria.
Soy una mujer árabe de color
y venimos de todas las tonalidades de la ira.
Tú has oído ayer gritar a mi hermana
al dar a luz en uno de sus puestos de control,
con soldados israelíes buscando entre sus piernas
a su próxima amenaza demográfica,
su hijita llamada Yanín
Tú has oído gritar a Amni Mona
tras los barrotes de su prisión mientras gaseaban su celda:
“Estamos volviendo a Palestina!”.
Soy una mujer árabe de color
y venimos de todas las tonalidades de la ira.
Pero tú me dices que este útero que hay en mi interior
sólo te traerá tu próximo terrorista,
usando barba y blandiendo una pistola,
con turbante y negro como la arena.
Tú me dices que mando a mis hijos a morir,
Pero son vuestros helicópteros y F-16 los que están en nuestro cielo.
¡Vamos a hablar sobre el asunto del terrorismo un segundo!
¿No fue la CIA la que mató a Allende y Lumumba
y quien primero adiestró a Osama?
No fueron mis abuelos
quienes corrían como payasos,
con capas y capuchas blancas en la cabeza
linchando a los negros.
Soy una mujer árabe de color
y venimos de todas las tonalidades de la ira.
“¿Quién es esa mujer morena gritando en la manifestación?”.
¡Perdón! ¿Es que yo no debería gritar?
He olvidado ser tu siempre orientalista sueño, genio en una botella,
bailarina del vientre, joven de harén, mujer árabe de voz suave
que dice: Sí, señor, no señor.
¡Gracias por los sándwiches de manteca de cacahuete
que deja caer sobre nosotros tu dueño de los F-16!
Sí, mis libertadores están aquí para matar a mis hijos,
y llamarles “daños colaterales”.
Soy una mujer árabe de color
y venimos de todas las tonalidades de la ira.
¡Así que déjame decirte que este útero que hay en mi interior
sólo nos traerá un próximo rebelde!
Tendrá una piedra en una mano y una bandera palestina en la otra.
Soy una mujer árabe de color.
¡Cuidado, cuidado con mi ira!

 


El Lince

lunes, 15 de abril de 2024

Como esperando otro abril

Llegó la respuesta iraní que se estaba esperando este mes de abril, una respuesta medida. Como hace el país 404, antes conocido como Ucrania, el IV Reich sionista, antes conocido como Israel, dice también que ha derribado el 99% de los drones y misiles lanzados por Irán. Occidente en pleno ha repetido la historia, lo mismo que ha venido haciendo con lo que dice el país 404, aunque los hechos desmontan una y otra vez la farsa. Y Occidente y el IV Reich sionista cantan victoria porque "los daños han sido mínimos". Que lo hagan. La realidad es otra. Y la partida acaba de comenzar.

Las imágenes hablan por sí solas. El IV Reich sionista dice que Irán disparó 185 drones, 36 misiles de crucero y 110 misiles tierra-tierra. 331 en total. Ninguna ciudad fue atacada puesto que los objetivos fueron bases militares y aeródromos. Irán dice que la operación salió mejor de lo esperado y que los drones y misiles llegaron al 50% de los objetivos.

En cualquier caso hay que tener en cuenta que los derribados eran armamento muy lento, con trayectoria predecible. No eran las armas más sofisticadas iraníes, que las hay, aunque Irán dice que utilizó algunos de sus misiles hipersónicos. Esos son, sin duda alguna, los que han llegado y pone de manifiesto que toda la parafernalia de la "defensa aérea occidental" es impotente ante este tipo de armas.

Ni el 99% derribados ni el 50% conseguido. La verdad, como siempre, estará en un término medio. Y eso es ya, en sí, una victoria clara para Irán. Solo tenéis que ver que el 1% de 331 es 3, y solo en estos tres vídeos ya se ve que muchos más de 3 dieron en el blanco. Y lo de los daños menores, depende de lo que se entienda por ello, pero el incendio que se ve no tiene pinta de que sea pequeño precisamente. Además, recordad que es muy difícil tener más imágenes por la censura militar.



El hecho es que el IV Reich sionista, que ha contado con el apoyo y colaboración militar de EEUU, Gran Bretaña y Jordania, añadiendo además tal vez a Francia, ha demostrado que solo no puede con Irán. Sin el apoyo de Occidente, como hace con el genocidio de Gaza, el IV Reich sionista no es nadie y no da miedo. Porque el hecho duro es que ni el IV Reich sionista, ni EEUU, ni Gran Bretaña, ni Jordania, ni, tal vez, Francia, han podido derribar todos los drones y misiles iraníes. Y los que han llegado lo han hecho donde estaba previsto que llegaran. ¿Victoria? ¿de quién? Por primera vez desde 1973 un país musulmán ha penetrado en lo más profundo del territorio del IV Reich sionista, con lo que se ha roto un mito en la calle no solo musulmana, sino de los vecinos árabes. Si alguien en el estercolero mediático occidental se tomase la molestia de ver lo que se publica en el mundo árabe e islámico vería lo que está pasando y dónde está la euforia.

Todo esto va a pasar factura a muchos gobiernos, sobre todo a Arabia Saudita si aún quiere normalizar relaciones con el IV Reich sionista. El hecho de que un país árabe, Jordania, haya salido en defensa del IV Reich es también notable. Es un salto cualitativo de la monarquía jordana que le pasará factura tarde o temprano.

Irán ha resuelto de forma más que decente el dilema de responder sin escalar. Ha demostrado que todas las amenazas occidentales (EEUU, Alemania, Gran Bretaña y Francia llamaron al ministro de Exteriores iraní exigiendo que estuviesen quietecitos) son vanas y que ya no va a dejar pasar ni una. Le ha devuelto la pelota al IV Reich sionista porque, de no hacerlo, habría manifestado debilidad en unos momentos en los que no se lo puede permitir dado el empuje de sus aliados, tipo Hizbulá o los hutíes. Y el Irán shií se ha ganado el respeto y la admiración de una calle árabe que es suní. Este es un logro muy, pero que muy considerable. Y Erdogan, el bocazas que lleva seis meses amagando y no dando, ahora está hundido en la miseria. Su credibilidad en el mundo islámico está deshecha.

Ya dije que el derecho internacional, ese del que abomina Occidente con su "orden basado en reglas", está de parte de Irán porque responde a una agresión previa como el ataque a su consulado en Damasco. Eso es lo que dice el artículo 51 de la Carta de la ONU, reclamado expresamente por Irán ahora. Y la respuesta es visible, pero comedida puesto que es más que probable que todo el mundo estuviese al tanto de lo que iba a ocurrir y cuándo. Algo parecido a lo que ocurrió en enero de 2020 cuando Irán atacó una base de EEUU en Irak. Entonces se telegrafió lo que iba a pasar, incluso se avisó a Irak que, a su vez, avisó a EEUU. Y EEUU, como ahora el IV Reich sionista, también dijo que los daños habían sido "menores". Dijo, entre otras cosas, que solo 5 soldados habían sido heridos. Mucho tiempo después se reconoció que las consecuencias del ataque fueron mucho mayores de lo que se dijo inicialmente y que el total fue de 135 heridos, entre otras cosas como el gran nivel de los daños y destrucción. Al igual que entonces, ahora Irán ha evitado el factor sorpresa, que en la guerra es determinante. De ahí que Occidente pueda cantar victoria. Pero esto no volverá a ocurrir si Occidente se empecina en su locura y sigue apoyando a otro loco, además de maníaco, como el IV Reich sionista.

El hecho es que Irán ha demostrado que puede atravesar la famosa "defensa aérea" del IV Reich sionista (e insisto en que ha tenido mucha ayuda, lo que pone de relieve que él solo no hubiera podido) y que cuando lo desee, y ya con el factor sorpresa, puede aumentar el dolor. Y que nadie ni nada, mucho menos la OTAN, podrá hacer nada al respecto porque la OTAN solo es muy buena atacando oponentes débiles e Irán ha demostrado que no lo es.

Irán ha demostrado contención y, como era previsible, no ha querido enemistarse son algunos de los integrantes de los BRICS yendo más allá de lo que ha ido (por ejemplo India, Emiratos Árabes Unidos, Egipto y Arabia Saudita). A Irán le está yendo muy bien con su nueva política de alianzas, no solo con Rusia y China, y está sorteando ya con una cierta facilidad las sanciones -ilegales, según el derecho internacional- impuestas por el Occidente neocolonial. Ese Occidente que volvió a mostrar su vasallaje siendo incapaz de hacer frente a EEUU cuando este rompió el acuerdo nuclear con Irán en 2018. 

No hay que olvidar otra cosa: Gaza. Arremeter con todo contra el IV Reich sionista arrebataría a los palestinos el protagonismo que ahora tienen. Un protagonismo que se traduce en la derrota militar, política y estratégica del IV Reich sionista. Nunca como ahora el tema palestino ha tenido tanto relieve en el panorama mundial, y eso no se puede perder. El IV Reich sionista ha perdido gran parte de sus apoyos fuera de los psicópatas de Occidente (y Occidente está ahora ya haciendo lo imposible porque los recupere, revertiendo la acusación de agredido y agresor contra Irán) y ese haber en la cuenta de los palestinos se tiene que mantener. Este es un objetivo político y estratégico de primer orden para Irán. Y a buen seguro que eso se ha tenido en cuenta para actuar como se ha hecho. La audaz acción iraní va a tener también, como colofón, una mayor contención del IV Reich sionista en su accionar genocida en Gaza, lo que no consiguió la Corte Penal Internacional. El IV Reich sionista y sus apoyos occidentales solo entienden la fuerza.

Hemos asistido a un cambio radical en la forma de entender el mundo. La estrategia de contención contra Irán ha dejado de funcionar porque Irán ha ganado mucha profundidad estratégica y fortalecido su autonomía, gracias al fortalecimiento de sus vínculos con Rusia y China y al acercamiento con Arabia Saudita. A nadie con un milímetro de frente se le puede escapar el profundo significado del ataque directo con misiles de Irán contra Israel.

Occidente, pese a lo que pretende, ha vuelto a mostrar su debilidad puesto que no ha podido impedir que llegasen misiles donde se había previsto que llegaran. Es una nueva fase en la disuasión militar. Ya no es solo Rusia quien lo pone de manifiesto. Alguien dijo que la guerra no es más que la extensión de la política por otros medios. El hecho de que Irán lo haya hecho, que establezca una "disuasión creíble" sin alterar ningún otro parámetro, sobre todo el palestino, es más que notable.

No tengáis duda: estamos esperando otro abril. ¿Victoria occidental y del IV Reich sionista? No me hagáis reír. Occidente solo es bueno en la propaganda. En nada más. Puede cantar victoria, minimizar lo que ha pasado. Pero el miedo recorre su espina dorsal: Occidente está acabado. La respuesta iraní fue significativa tanto a nivel táctico como estratégico y es una advertencia desafiante de que no se podrá derrotar al país persa. En definitiva: Irán ha hecho algo histórico. 

Y para los panegiristas occidentales que piensan que Irán fracasó un dato, o dos: a diferencia de los genocidas del IV Reich sionista y sus apoyos occidentales, la respuesta no fue dirigida a civiles sino a objetivos exclusivamente militares. Esta foto de los misiles sobre el parlamento sionista es lo suficientemente explicativa como para demostrar que si hubiera querido habría causado mucho dolor, y no lo hizo porque no quiso.

Pongamos un poco de música al tema, cómo hemos esperado un abril donde unas flores iraníes han salido para paralizar el tren occidental. Y, como en la canción se repite tres veces, habrá otro abril.

P.D.- Otra poesía palestina, otra muestra de la cultura de un pueblo al que se le niega cualquier derecho elemental por parte de los hacedores de los "valores democráticos", esos que ahora se escandalizan por la represalia iraní.

Humanidad, ¿Dónde estás? - Nahida Izzaf 


Me están estrangulando
bajo tus vigilantes ojos.
Tengo frío...frío...frío.
Tiemblo.
Grito.
Humanidad, ¿dónde estás?
¿Por qué vuelves el rostro?
¿Por qué miras para otro lado?
Estoy aquí,
languideciendo
en los pasadizos de Gaza.
Humanidad, ¿dónde estás?
¡Mírame”
¡Repara en mí!
Estoy aquí,
suspirando
en los pasadizos de Gaza.
Tiemblo.
Grito.
¡Humanidad,
deja de mirar para otro lado,
de volverte sorda,
de volverte ciega,
mientras yo
y, oh, mis pobres niños
morimos.


El Lince

viernes, 12 de abril de 2024

Una espesa niebla

Los psicópatas que nos gobiernan (porque nos dejamos) y el estercolero mediático en el que se apoyan para ello llevan ya unas semanas insistiendo en lo mismo: guerra. Se avecina una guerra en el mundo, en Europa especialmente. Desde luego, no se puede arreglar a un estúpido. Y en Occidente estamos llenos de ellos. 

Pero eso no quita para que no estemos al tanto de lo que dicen y planean estos psicópatas, desde controlar todo tipo de disidencia hasta perder la dignidad como "políticos", "periodistas" o cualquier otra etiqueta insulsa de los defensores de "los valores democráticos". 

Pasó con Rusia y la censura abierta a la que se sometió a todos los medios rusos. Luego llegó a quienes tienen una visión diferente a la de los psicópatas que nos gobiernan (con el sambenito de "desinformación rusa"). Luego con Palestina y quienes defienden el derecho de los ocupados a defenderse de la ocupación por cualquier medio (y para estos psicópatas lo que vale para el país 404, antes conocido como Ucrania, no vale para Palestina). Más tarde a los hutíes, que tienen el derecho de solidarizarse con los palestinos con todo lo que tienen a su alcance (y para estos psicópatas lo que hacen ellos con el país 404 no vale para los hutíes). Ahora está pasando con Irán (y para estos psicópatas, lo que es válido para el IV Reich sionista, antes conocido como Israel, el atacar una embajada, no vale para los iraníes).

Occidente en pleno está hablando de las "amenazas" de Irán al IV Reich sionista añadiendo, con la boca pequeña, lo de "en represalia" por el ataque a la embajada en Siria. 

Los hechos son simples y deberían serlo para estos simples psicópatas occidentales: en medio del genocidio que se está cometiendo en Gaza, con el apoyo unánime de Occidente, el IV Reich sionista da un paso más y ataca la embajada iraní. Técnica y legalmente, según el derecho internacional (que está hecho jirones, pero es lo que hay) esto es equivalente a un "acto de guerra". Por lo tanto, Irán tiene todo el derecho del mundo a responder. El modo le compete única y exclusivamente a los iraníes, y no dudo que en ello andan pretendiendo, al mismo tiempo, que la respuesta no se salga de control.

Pero no, Occidente quiere que Irán esté calladito. Es lo del "orden basado en reglas". Y se intoxica, y se establece el relato, y se lanzan alarmas (como la de la guerra en Europa) para crear ansiedad, para relegar la culpa (que siempre es del otro). Todo esto embota aún más las conciencias (que en Occidente son pocas) y hacen imposible cualquier disidencia. Se está lanzando una espesa niebla que oculta lo que los psicópatas están haciendo en su agónica desesperación por seguir controlando el mundo.

La provocación del IV Reich sionista al atacar la embajada y el asesinato de los hijos de uno de los dirigentes de Hamás pone de manifiesto no solo la podredumbre occidental, sino la situación de fracaso total en que se encuentra Occidente, político, militar, moral y económico. Y todo ello crea las condiciones, reales o ficticias, para una escalada mayor. Pero todo ello, y en lo que respecta al IV Reich sionista, indica a las claras el fracaso de su capacidad para controlar Gaza, incluida la zona que dicen está bajo su control, Y por eso escupe hacia arriba, consciente que Occidente pondrá rápidamente cubos para evitar que el escupitajo le caiga en la cara. Y ahí está EEUU, en caída libre económicamente, en caída libre geopolíticamente y demostrando que no es una nación, sino un sistema de dominación que se ha vuelto destructivo para todo el planeta, incluida su propia población y las de sus vasallos.

Pero no hay respuesta, ni siquiera entre la supuesta "progresía" y la pretendida "izquierda". No hay voces en contra de toda la histeria de los psicópatas. Dicen que hay que ir a una "economía de guerra", pero no hay dinero para sanidad, ni educación, ni vivienda. Y no hay voces en contra. Dicen que Irán "agrede" cuando es el agredido. Pero no hay voces en contra.

Irán no busca un conflicto directo y no va a caer en ello, incluso si realiza algún acto de cara a la galería. La cumbre de los BRICS está a la vuelta de la esquina e Irán no se va a arriesgar a enemistarse con algunos de sus integrantes por ello. Irán tiene unas miras más largas, y unos aliados muy audaces que llevan meses haciendo la vida muy difícil al IV Reich sionista y a Occidente. 

No lo necesita. La derrota del IV Reich sionista es evidente, tanto militar como política y estratégicamente. Hay muchos muertos palestinos, cierto, pero Palestina no se rinde ni se rendirá. Cuando el IV Reich sionista comenzó el genocidio en octubre lo hizo con dos objetivos claros: la aniquilación total de Hamás y el regreso de los prisioneros políticos (mal llamados rehenes; si se utiliza este término con los sionistas hay que hacerlo igualmente con los palestinos, muchos de ellos detenidos durante años sin cargo alguno en lo que llaman, eufemísticamente, "detención administrativa").

Seis meses después, el IV Reich sionista no solo no puede eliminar a Hamás, sino que tampoco puede con las organizaciones palestinas más pequeñas como las Brigadas Saladino (Comités de Resistencia Popular), las Brigadas Al Quds (Yihad Islámica) o las Brigadas Abu Ali Mustafa (Frente Popular de Liberación de Palestina). Circula por ahí una versión, que tal vez sea cierta, de que al menos el 80% de la infraestructura de túneles subterráneos de los grupos de la Resistencia permanece intacta debajo de Gaza. De hecho, y pese a la destrucción, hace mucho tiempo que el IV Reich sionista no dice nada de túnel alguno. Y de algún sitio salen estos combatientes.

Además, en Jordania la cosa está muy, pero que muy caliente con las constantes manifestaciones de apoyo a Palestina, cada vez más reprimidas y con el gobierno colaboracionista jordano acusando de todo ello a Hamás. Jordania está llegando a un punto de no retorno para los árabes: la prohibición de las banderas palestinas, keffiyehs (el pañuelo palestino) y pancartas palestinas en las protestas.

Porque, además, Hizbulá ha dado un paso más muy significativo: el derribo de un avanzado avión espía sionista que también puede lanzar misiles.

Al contrario que el IV Reich sionista, Irán tiene muchas otras cartas en su mano. No olvidéis que fue en Irán donde se inventó el ajedrez.

P.D.- Nueva poesía palestina, que iré poniendo hasta la manifestación del 11 de mayo.

Carnet de identidad - Mahmud Darwish
 

Escribe
que soy árabe,
y el número de mi carnet es el cincuenta mil;
que tengo ya ocho hijos,
y llegará el noveno al final del verano
¿Te enfadarás por ello?
Escribe
que soy árabe,
y con mis camaradas de infortunio
Trabajo en la cantera.
Para mis ocho hijos
arranco, de las rocas,
el mendrugo de pan,
El vestido y los libros.
No mendigo limosnas a tu puerta,
ni me rebajo
ante tus escalones.
¿Te enfadarás por ello?
Escribe
que soy árabe.
Soy nombre sin apodo.
Espero, paciente, en un país
en el que todo lo que hay
existe airadamente.
Mis raíces,
se hundieron antes del nacimiento
de los tiempos,
antes de la apertura de las eras,
del ciprés y el olivo,
antes de la primicia de la yerba.
Mi padre...
de la familia del arado,
no de nobles señores.
Mi abuelo era un labriego,
sin títulos ni nombres.
Mi casa es una choza campesina
de cañas y maderos,
¿te complace?...
Soy nombre sin apodo.
Escribe
que soy árabe,
que tengo el pelo negro
y los ojos castaños;
que, para más detalles,
me cubro la cabeza con un velo;
que son mis palmas duras como la roca
y pinchan al tocarlas.
Y me gusta el aceite y el tomillo.
Que vivo
en una aldea perdida, abandonada,
sin nombres en las calles.
Y cuyos hombres todos
están en las canteras o en el campo...
¿Te enfadarás por ello?
Escribe
que soy árabe;
que robaste las viñas de mi abuelo
y una tierra que araba,
yo, con todos mis hijos.
Que sólo nos dejaste
estas rocas...
¿No va a quitármelas tu gobierno también,
como se dice?
Escribe, pues...
Escribe
en el comienzo de la primera página
que no aborrezco a nadie,
ni a nadie robo nada.
Más, que si tengo hambre,
devoraré la carne de quien a mí me robe.
¡Cuidado, pues!...
¡Cuidado con mi hambre,
y con mi ira!

El Lince

martes, 9 de abril de 2024

El arte de los retales

En Castilla el trabajar con los retales siempre ha sido no solo una costumbre casera, sino un arte. Mi madre hacía verdaderas maravillas con los retazos de tela, como también se lo denominaba. Luego vino el "progreso", el paletismo (de paletos, alguien poco educado y de escasos gustos) y dejamos de trabajar con los retales, como siempre se había hecho, para pasarnos al "patchwork", anglicismo estúpido donde los haya y que es lo mismo, pero más moderno. Es la misma estupidez que decir, por ejemplo, que un correo electrónico es un "mail" (antes se decía ""email"). Así somos, unos perfectos paletos estúpidos prendados de lo que viene de fuera, sobre todo de Occidente, cuando dentro tenemos de todo. Y mejor.

Así que voy a recuperar lo que hacía mi madre, el trabajar con los retales, para que asentéis la idea, si es que aún no la tenéis, de lo que está pasando en el mundo y es que con estos retales se está haciendo una espléndida manta o colcha que no tiene nada que ver con los colores occidentales. Y es más cálida.

1.- La paliza que está recibiendo Occidente en el mundo (en el país 404, antes conocido como Ucrania, en Gaza y en el Mar Rojo) es cada vez más evidente. Tanto que hasta el Banco Mundial lo tiene que reconocer y decir lo que desde aquí se ha dicho muchas otras veces: que la hegemonía occidental desaparece a la misma velocidad que el azúcar en una taza de café. Acaba de publicar esto:

Es el nuevo estado mundial de PIB medido en Paridad del Poder Adquisitivo. Y lo que se ve es que Rusia pisa los talones a Japón (la Rusia sancionada), que los países del fantasmagórico G-7 son eso, fantasmas en la niebla y que hay otro mundo que ya no es el occidental quien está asentando las bases para un nuevo porvenir: Indonesia, que acaba de celebrar elecciones presidenciales y ha ganado un "pro chino", por utilizar el lenguaje del estercolero mediático occidental, supera a Alemania, y que Brasil, Turquía y México dan de patadas a Francia, Gran Bretaña e Italia. En resumidas cuentas: el G-7 no es más que una bonita historia hegemónica occidental que ya pasó y ahora es el turno del G-20, que no se que sea mucho mejor pero hay otros países, que son los que ya cuentan, en liza. Y eso es lo que está definiendo el nuevo mundo al que se opone agónicamente un Occidente neocolonial.

Occidente es un inmenso montón de mierda, aunque el BM, al reconocerlo, tiene que poner algún adorno para que el hedor no sea tanto: esas letras que veis a la derecha. Es lo que llaman "calificación de la calidad de los datos". Por supuesto que la A es lo mejor de lo mejor; la B es bueno, tal vez lo sea, y la D es cuidadito con ellos. Así hasta la E, que es igual a invento directo.

2.- Como consecuencia de ello, y dado que la cosa estos días va de estadísticas, otra en la que se pone de manifiesto la estrepitosa derrota occidental (del fantasmagórico G-7, en concreto) al intentar imponer un tope de precio al petróleo ruso en 60 dólares el barril. Eso fue octubre de 2022 y el fracaso es absoluto, como también se reconoce (otra vez).

Nadie lo cumple, como se puede ver, y por eso Rusia se permite el lujo de establecer un precio de 71'5 dólares por barril como base para su presupuesto de este año 2024. Y os ayudará a entender un poco mejor el cuadro del apartado 1.

3.- El organismo de la ONU para el Comercio y el Desarrollo (UNCTAD) reconoce abiertamente que el flujo de buques que pasan por el Canal de Suez se ha reducido el 72% desde que los increíbles hutíes comenzasen su campaña de ataques a buques occidentales en represalia al apoyo occidental a la matanza y genocidio que el IV Reich sionista, antes conocido como Israel, realiza en Gaza. De eso no hace todavía seis meses. 

En síntesis dice que los barcos que más atraviesan el canal son los graneleros (que transportan arena, carbón y minerales, con algunos cereales que otros), el color naranja; luego los que transportan petróleo y gas (azul) y apenas pasan los portacontenedores de mercancías (rojo), que son los que tienen que dar la vuelta por África para llegar a Europa. Todo lleva mucho más tiempo y es mucho más caro. 

El fracaso de los cruzados occidenales y su "Operación guardián de la Prosperidad" es notorio. Y reconocido.

4.- La desdolarización del mundo va viento en popa, tanto que el precio del oro no para de subir. Eso es porque entramos en lo que se llama "período de incertidumbre" por varios factores: la debacle occidental en el país 404, el ataque del IV Reich sionista al consulado iraní en Siria (seguido de otra patada de Ecuador al Convenio de Viena sobre la inmunidad diplomática al asaltar la embajada de México) y la petición de vasallos y no tan vasallos de EEUU para repatriar sus reservas de oro que están en EEUU. Si ni los vasallos se fían ya de EEUU...

Por si queréis un dato más, Rusia y China (sus dos ministros de Exteriores están ahora mismo reunidos) dicen que el comercio entre ellos es ya del 92% en rublos y yuanes. Se acabó el dinero occidental entre ellos, con lo que eso supone de incentivo para el resto de países BRICS.

5.- Así las cosas, y con las elecciones en EEUU a la vuelta de la esquina, a los burócratas de Washington no les ha quedado más remedio que reconocer el enorme déficit de la economía estadounidense.


La Oficina de Análisis Económico dice que la posición financiera neta de EEUU en relación con otros países "muestra una situación extremadamente crítica que empeora trimestre tras trimestre". El déficit de EEUU es de la friolera de 19'77 billones de dólares (diferencia entre los activos, azul, y los pasivos, naranja). Eso significa que haya países que, como China, se estén deshaciendo poco a poco de sus reservas de dólares.

Entenderéis porqué ahora mismo está la jerifalte económica de EEUU, Janet Yellen, en China intentando arreglar el desaguisado, y amenazando como es habitual. Resulta, según esa tipa, que China tiene "exceso de capacidad". No vale reírse: "China es ahora simplemente demasiado grande para que el resto del mundo absorba esta enorme capacidad. Las medidas adoptadas hoy por la República Popular China pueden alterar los precios mundiales…Cuando el mercado global se inunda de productos chinos baratos, la viabilidad de las empresas estadounidenses se pone en duda". ¡Toma ya, libertad de comercio!

6.- Para no hacer muy grande esta manta, o colcha, de retales, y dado que he comenzado con el Banco Mundial, la última puntada la daré con el Fondo Monetario Internacional, que recoje todo lo anterior y lo resume gráficamente:


Iros arropando con otras mantas, o colchas, porque las que tenéis hasta ahora de fabricación occidental están muy, pero que muy gastadas.

P.D.- El día 11 de mayo hay una marcha estatal en el Estado español en solidaridad con la resistencia palestina


Cerraré estos días con unas poesías palestinas, cortesía del Foro Palestina Libre de Zaragoza, que recientemente celebró un acto de apoyo con música y poesía.

Quiero contarle al mundo - Nahida Izzat


Quiero contarle al mundo un cuento
sobre un hogar con una linterna rota...
y una muñeca quemada...
sobre un día de campo que nadie disfrutó...
sobre un hacha que mató un tulipán...
sobre un fuego que consumió una trenza...
un cuento sobre una lágrima que ya no pudo derramarse...
Quiero contar un cuento sobre una cabra que ya no fue
ordeñada...
sobre una masa que ya no fue horneada...
sobre una boda que no se celebró...
y una pequeña que no pudo crecer...
sobre un balón que no fue pateado...
sobre una paloma que no voló...
Quiero contarte un cuento sobre una llave que no fue
usada...
sobre un aula de clases a la que no se acudió...
sobre un patio de recreo que fue silenciado...
sobre un libro que no fue leído...
sobre una solitaria granja sitiada y sobre sus frutos que
nadie recogió...
sobre una mentira que no se descubrió...
un cuento sobre una iglesia en la que ya no se reza...
y una mezquita que ya no está en pie...
y una cultura de la que ya no se disfruta...
Quiero contar un cuento sobre un techo con hierba y
lodo...
sobre una piedra que se enfrentó a un tanque...
y sobre una empecinada bandera que se niega a ser
arriada...
sobre un espíritu que no puede ser derrotado...
quiero contarle al mundo un cuento.
Ahora, encendamos una velita por Palestina.
Puedes hacerlo
Enciende una velita
Mira cómo se desvanece la oscuridad.
Sólo inténtalo.
Un rayo de luz
barre lo más triste,
noches de azabache
hasta que rompe el alba

Sólo observa
¿Puedes ver que
todo el poder de la oscuridad
en el mundo
no puede extinguir
el más exánime parpadeo
de un haz de luz?
Enciende una vela.
Una velita.
Mira cómo se desvanece la oscuridad.
Puedes hacerlo.
Oye, MUNDO
¿Me escuchaste?

El Lince

jueves, 4 de abril de 2024

Una cama por una noche

Seguro que estáis pensando otra cosa, pero no, no va de eso. He dicho en varias ocasiones que soy muy malo en matemáticas. Tanto que voy todo el año en sandalias. La razón es que así tengo 10 dedos más para contar, los de las manos y los de los pies. Por eso siempre he creído que 33.000 es más que 7, pero me he vuelto a equivocar. Para Occidente, el Occidente "democrático", el de los valores y todas esas patrañas, 7 es más que 33.000. Es lo que tiene el "orden basado en reglas" (y los valores, por supuesto).

En la entrega anterior os ponía al tanto de lo que es en realidad la organización paragubernamental, antes conocida como ONG, para la que trabajaban los cooperantes asesinados por el IV Reich sionista, antes conocido como Israel, en Gaza. Esto ha provocado que algunos de mis amigos que todavía tontean con los supuestos "progres" españoles (Sumar, Podemos y similares) hayan puesto el grito en el cielo. Supongo que por ahí ha habido casos similares. Ya se sabe, soy un radical (etimología: ir a la raíz). 

Y yendo a la raíz, el asesinato de estos cooperantes es una tragedia, sí, pero también es una historia del racismo occidental. Occidente no tiene remedio. Cuando digo a mis amigos que se ha hecho más ruido en Occidente por 7 muertos que por 33.000, que por los más de 70.000 heridos, que por los mutilados, que por la población de Gaza inevitablemente bajan los ojos al suelo. Del grito en el cielo a la mirada al suelo. Eso es Occidente. Solo les ha faltado silbar, que es lo que hacen los psicópatas que nos gobiernan (porque nos dejamos). Eso por no hablar de casi 100 periodistas palestinos asesinados, de otros 200 trabajadores humanitarios asesinados. No pasa nada, eran inferiores, eran palestinos. No eran blancos, en definitiva. Ni occidentales.

Durante meses, durante años, Occidente ha apoyado, financiado, creído y difundido las mentiras del IV Reich sionista. Tras el 7 de octubre con más intensidad, si cabe. Ahora tiene su ración de brutalidad. Durará poco, por supuesto. Pelillos a la mar. El IV Reich sionista, al igual que el país 404, antes conocido como Ucrania, está defendiendo la "democracia". El jardín frente a la jungla.

Solo falta que algún gobierno de estos psicópatas occidentales diga que estos cooperantes son poco menos que héroes. ¿Y los palestinos? Son desechables, como el resto de no occidentales. El jardín y la jungla.

Algo así dijeron ayer mis amigos "progres", que defendían el papel de esta y otras organizaciones paragubernamentales, antes conocidas como ONGs. Y les contesté con dos cosas: con una película y con una poesía. Les dije que el asunto va a quedar ahí, el apoyo, financiación y difusión de las mentiras constantes del IV Reich sionista seguirán igual y ellos y ellas seguirán tapándose los ojos y los oídos, además de la boca, para seguir apoyando a gobiernos supuestamente "progres" que, a su vez, apoyan al IV Reich sionista (y a la OTAN).

Para ayudarles a superar su incultura, política, cinematográfifca y literaria, la película de la que hablé es "Bajo el fuego", de 1983, que cuenta una historia real (aunque a la manera yanki, o gringa), el asesinato por parte del ejército de Nicaragua de un periodista estadounidense que cubría la insurrección sandinista de 1979. Eso provocó un gran escándalo en EEUU y todo el mundo, aunque duró muy poco porque es conocida la historia de cómo EEUU, y Occidente, de inmediato se opuso al gobierno sandinista cuando triunfó la revolución, hasta armar a la "contra" y minar los puertos nicaragüenses. No os perdáis la respuesta de la nicaragüense.


La poesía es esta. De Bertolt Brecht.

 Refugio nocturno

Me han contado que en Nueva York
en la esquina de la calle 26 con Broadway
se pone cada atardecer un hombre
durante los meses de invierno
y, pidiendo a los que pasan,
consigue un techo para que pase la noche
la gente desamparada que allí se reúne.

Con eso no cambia el mundo
no mejoran con eso las relaciones entre los seres humanos
no es ésa la forma de acortar la era de la explotación.
Pero algunos hombres tienen cama por una noche
se les abriga del viento durante toda una noche
y la nieve a ellos destinada cae en la calle.

No abandones el libro, tú que lo estás leyendo.

Algunos hombres tienen cama por una noche
se les abriga del viento durante toda una noche
y la nieve a ellos destinada cae en la calle.
Pero con eso no cambia el mundo
no mejoran con eso las relaciones entre los seres humanos
no es ésa la forma de acortar la era de la explotación.

Al terminar de contarles la película y de recitar la poesía seguían con la mirada baja. Lamentablemente, a ellos, y a ellas, tampoco les durará mucho la vergüenza.

El Lince

martes, 2 de abril de 2024

Algo salió mal en la cocina

Lo siento, voy a molestar a mucha gente (otra vez). Medio mundo está conmocionado con el asesinato de unos cuantos cooperantes extranjeros por el IV Reich sionista. Formaban parte de una ONG llamada World Central Kitchen, que está dirigida y financiada en parte por un chef español, José Andrés. En parte, porque hay mucho más dinero. Y es estadounidense principalmente.

Esta organización paragubernamental (como todas las ONGs) está radicada en Washington.

Nada extraño porque José Andrés es invitado frecuente a los saraos de la Casa Blanca. Más de una vez se ha dicho de él que es el "embajador culinario" de la Casa Blanca. Y, por dar un dato, es un tipo que tuvo un encontronazo serio con la ex ministra española Ione Belarra cuando esta pidió públicamente la ruptura de relaciones diplomáticas con el IV Reich sionista, antes conocido como Israel. Este tipo, el "embajador culinario" de la Casa Blanca, dijo que Belarra tenía que ser cesada porque "Israel está defendiendo a sus ciudadanos". Es de suponer que ahora también lo está haciendo matando a varios de sus trabajadores.

Pero es que, además, World Central Kitchen no es una entidad seráfica: forma parte de la propuesta del IV Reich sionista de acabar con la organización de la ONU que se encarga de proporcionar ayuda humanitaria a los palestinos, la UNWRA

Mirad este vídeo propagandístico de cómo trabajaba en Gaza.

 
 
Tal nivel de máquinas, barcos, despliegue solo es posible si... cuenta con el visto bueno y apoyo del IV Reich sionista. Aquí tenéis un reciente y elogioso artículo del New York Times sobre esta organización paragubernamental poniendo de manifiesto lo importante que es hacer bien las cosas. Es sabido que no entra (ni entraba) nada en Gaza si el IV Reich sionista no quiere que entre. Lo que no es tan sabido es que José Andrés reconoció públicamente que “el ejército israelí ayudó a la operación de World Central Kitchen, brindando seguridad y coordinación” y que “cada paso se llevó a cabo con el permiso del ejército israelí”

Ya está situada la organización y el personaje. Una organización paragubernamental y un personaje que juegan a dos bandas, pero con la misma finalidad: apoyar al IV Reich sionista. No lo digo yo, que también, lo dicen los mismos nazis. Por si no pincháis, os lo pongo sirviéndome de un principio periodístico: la redundancia ayuda a comprender el mensaje. Fijaos en la fecha.

Es por esto por lo que Netanyahu ha reconocido que fue un error el matar a esta gente. No se mata a los amigos, por supuesto. Y menos si juegan un papel tan importante para deshacerse de la UNWRA.

Sin mencionarla expresamente, el IV Reich sionista envió hace poco una propuesta a la ONU para deshacerse de la UNWRA y, en su lugar, que sea el el Programa Mundial de Alimentos (PMA), o una nueva organización creada expresamente para distribuir alimentos en Gaza. Mientra eso se acepta, el papel de World Central Kitchen era (es) vital. Por eso lo del error, se reconoce, se indemniza (que lo hará) y pelillos a la mar. Y todo seguirá igual, con Occidente y gente como esta (por cierto, se dice que esta organización paragubernamental está trabajando en Chipre con ex marines estadounidenses que se encargan del famoso muelle que el Ejército estadounidense dice que va a construir en Gaza) apoyando al IV Reich sionista.

Puede que por todo ello, el director de la CIA le elogiase públicamente el año pasado.

El Lince

jueves, 28 de marzo de 2024

Otro golpe africano

Occidente no gana para sustos, por mucha matanza que propugne y organice. Nadie tiene miedo ya a los matones occidentales. Vengo diciendo desde hace tiempo que Occidente va a morir matando. Está en crisis terminal, su hegemonía desparece un poco más cada segundo que pasa y está desesperado. El atentado en Moscú es la enésima prueba, pero no será la última. Hará todo lo que sea necesario para evitar el desastre, su desastre (y, con él, el nuestro).

Con todo lo que ha ocurrido esta semana me voy a fijar otra vez en África, en el continente olvidado y donde está en efervescencia una rebelión anticolonial muy interesante. Aquí ya se ha hablado de Malí, de Burkina Faso, de Ghana, de Níger. Ahora hay que añadir a Senegal. El colonialismo francés se desmorona. Occidente se desmorona. 

La victoria electoral del "candidato anti-régimen" y "enemigo del establishment" (Le Monde dixit, 26 de marzo) se suma al terremoto político que está sacudiendo África. El panafricanismo está de nuevo asentándose en todo el continente y eso arrincona más aún a Occidente, que ya no encuentra siervos dispuestos a cumplir los deseos de los consejos de administración de las multinacionales y de los países occidentales. Y eso a pesar de la criminalización, de la represión (supervisada por "instructores" franceses) que se venía ejerciendo con intensidad sobre la oposición patriótica panafricanista desde 2021 y de los intentos, avalados por Francia, de retrasar o evitar las elecciones por parte de los cipayos colaboracionistas derrotados.

Un hombre que hasta hace dos semanas estaba en al cárcel (uno más de los casi mil presos políticos que hay) acusado de desacreditar al gobierno y difundir noticias falsas, tuvo que ser liberado por la presión popular y es ahora el presidente de Senegal. 

Se define a sí mismo como "panafricanista de izquierda", lo que le llevó a la cárcel, y ya ha anunciado que revisará todos los acuerdos y convenios con los países extranjeros "que pisotean la soberanía nacional con la aprobación de líderes locales". Francia está un poquito más lejos. Y Occidente. Durante la campaña electoral, el nuevo presidente, Bassirou Diomaye Faye, se comprometió, entre otras cosas, a renegociar los contratos de minería, gas y petróleo en los que participan las empresas extranjeras. Eso significa la revisión del contrato de petróleo y gas de Senegal con British Petroleum, Endeavor Mining Plc (Gran Bretaña) y Kosmos Energy Ltd (EEUU) y la introducción de una nueva moneda para reemplazar el franco centroafricano vinculado al euro. Todo ello en la senda de "fortalecer el control de Senegal sobre los recursos naturales y evitar la esclavitud económica", mencionando expresamente la suspensión del acuerdo de pesca con la Unión Europea. Y la guinda: "el fortalecimiento de la solicitud de adhesión a los BRICS".

Es la peor noticia que París, Bruselas y Washington podían recibir tras el establecimiento en el Sahel de un nuevo rumbo político en Malí, Burkina Faso, Níger y Ghana, además de una ducha fría para la arrogancia de un poder crepuscular. No es descartable que el siguiente en la lista sea Costa de Marfil.

P.D.- Occidente (EEUU, Gran Bretaña y Francia) ha bloqueado un debate en el Consejo de Seguridad de la ONU sobre la agresión de la OTAN a Yugoslavia, de la que ahora se cumplen 25 años.

Adenda.- Rusia ha respondido al bloqueo occidental: “Este es un momento muy grave; de ​​hecho, a instancias de Francia, a un miembro del Consejo de Seguridad se le negó el derecho a convocar una reunión. Con semejante acción, nuestros colegas occidentales se engañaron seriamente a sí mismos. En lugar de celebrar una reunión pacífica en la que se murmurarían tesis sobre la "propaganda rusa", ahora antes de cada reunión del Consejo de Seguridad, hasta que lleguemos a un acuerdo sobre cómo evitar una situación similar en el futuro, se mencionará la agresión de la OTAN delante de las cámaras, que también se incluirá en las actas de todas las próximas reuniones”.

Y otra respuesta: el grupo "Picnic", una institución en Rusia (surgió en 1988, aún viva la Unión Soviética), dedicó un concierto a las víctimas del atentado de Moscú, donando toda la recaudación a las víctimas. Este tema se titula "Allí, en el mismo borde de la tierra". Que sirva de homenaje.


El Lince

jueves, 21 de marzo de 2024

El aviso del gato a los ratones (y IV)

Quienes seguís esta página sabréis que no suelo dedicar más de tres entregas seguidas a un tema, así que cierro con esta. Todo el ruido de los ratones contado en las partes I, II y III no son más que gestos de pánico y desesperación por lo mal que van las cosas para la OTAN, para Occidente. Metidos en su burbuja psicopática, continúan como si aún controlasen el mundo. Un mundo que se les ha escapado definitivamente desde que Rusia inició su "operación militar especial" en el país 404, antes conocido como Ucrania.  Por ello el gato, aún no despierto del todo, ha lanzado un aviso a los ratones: no sigáis jugando u os va a ir muy mal.

18 de marzo

El día después de las elecciones en Rusia (y no pude dormir por lo apretado del resultado), Putin dio un discurso del que se pueden extraer dos conclusiones: a los rusos, y a las rusas, les importa un higo lo que diga Occidente de ellas y, lo más importante, advirtió a EEUU y a Europa de "una tercera guerra mundial a gran escala" si continúa el ruidito del envío de tropas occidentales al país 404, antes conocido como Ucrania.

Como no es un secreto para nadie que tenga medio milímetro de cerebro que la OTAN lleva mucho tiempo en el país 404, Putin lo mencionó abiertamente: "Hemos observado que a veces se habla inglés y francés en el campo de batalla. Esto no tiene nada de bueno, en primer lugar para ellos, porque allí mueren y en grandes cantidades". Hablaba en general de lo que ya está ocurriendo, sin referirse a los dos zarpazos concretos que os comenté. Porque es un hecho que la presencia de otanistas lleva mucho tiempo. Desde 1991, para ser exacto, como reconoce la misma OTAN en su manual.

Podéis entreteneros viendo toda la historia en este manual, aunque os aviso que tiene 405 páginas. El capítulo dedicado al país 404 tiene 10 páginas. Y por si sirve de algo, es de 2005, de mucho antes del golpe neonazi del Maidán en 2014, lo que os puede dar una idea de quién estuvo detrás.

19 de marzo

Como el correveidile de los ratones con las tropas sigue, a la advertencia de Putin se añade la del Ejército: "las unidades francesas en Ucrania serán un objetivo prioritario".

No obstante, los rusos son amables y ya han preparado un pequeño manual de lo que tienen que hacer los franceses cuando lleguen: rendirse. Para ello les dan la frecuencia de radio a la que tienen que llamar y les ayudan a pronunciar y escribir las frases correctas para ello en ruso.


P.D.- Estas son las guerras por venir, pero hay otras de las que no se habla y en las que Occidente está perdiendo. Por ejemplo:

Los agricultores de toda Europa han salido a las calles este año, convencidos de que los productos ucranianos baratos que se desbordan por las fronteras son los culpables de sus problemas dado que el zombi europeo les da un trato preferente ante los suyos propios. Todo para evitar que Rusia gane y por lo demócratas que son los neonazis. Las protestas masivas han obligado al zombi europeo, desde Varsovia hasta Lisboa, a hacer enormes concesiones a los agricultores y han hecho que las simpatías con el país 404, antes conocido como Ucrania, sean casi inexistentes a nivel de calle (que no entre los psicópatas que nos gobiernan, como bien dijo Sahra Wagenknecht).  

Junto a esta simple verdad, que nunca veréis en el estercolero mediático, está otra, que es parte de la anterior:  

Rusia está dando una paliza, otra, a Occidente. Y eso que es el país más sancionado del mundo. Supongo que os fijáis en que esto está sacado de datos del Departamento de Agricultura de EEUU y lo que refleja es que la producción agrícola rusa ayuda a un aumento significativo de las exportaciones y, dentro de ellas, Rusia suministra cereales gratis a muchos países, del continente africano en primer lugar y de Asia en segundo. 

Por si sirve de algo, espero que os fijéis en otra mentira más occidental: esa de que Rusia y el país 404 controlaban el mercado de cereales y que si no había ese "corredor marítimo" que estuvo funcionando un tiempo habría hambruna mundial y bla, bla, bla. Veis que la exportación de cereales del país 404 iba en caída libre desde 2019. Y que son los países occidentales quienes no lo exportaban donde hacía falta sino que se quedaban con ellos para su propio consumo. Es lo que tiene la población de "los mil millones de oro", que solo ven su ombligo (y su estómago).

Como dijo Marcuse, "los medios de comunicación, con su mezcla de verdades, medias verdades y mentiras manifiestas conducen a la inercia, a la sumisión y a la renuncia a cambiar". Se refería, por supuesto, al estercolero mediático occidental. Ahora este estercolero está dando la murga con que Rusia invadirá Europa. Y luego hablan de "desinformación" china, o rusa. Huid de él. Por vuestra higiene mental.

El Lince

miércoles, 20 de marzo de 2024

El ruido de los ratones y otro zarpazo del gato (III)

Tras la vuelta del infructuoso, por ahora, viaje a EEUU del ratón jardinero mayor del zombi europeo lloriqueando por más ayuda al país 404, antes conocido como Ucrania, y apenas asentados los chillidos de Micron culpabilizando a Rusia de todos los males y chillando por el envío de tropas el gato se desperezó y dio un zarpazo. Maltrechos los ratones, aún intentaron una nueva jugarreta.

16 de marzo (por la noche)

Las correrías de los ratones europeos despertaron al gato. Sin moverse apenas, lanzó un zarpazo en dirección hacia los soldaditos de Micron: dos exitosos ataques contra Odesa fueron el "hola" a los chillidos de Micron sobre el envío de tropas, precisamente a esta ciudad. Los ataques destruyeron a "cientos de mercenarios occidentales, oficiales de alto rango de las Fuerzas Armadas de Ucrania y militantes de la formación nacional Lyut", según el gato ruso. Varios días después, los obituarios que se han publicado en el país 404 hablan de, al menos, 86 muertos y más de 200 heridos, aunque sin especificar cuántos de cada una de las categorías. La norma viene siendo que se conocen los muertos, más o menos aproximados, un par de semanas después, y no por que lo diga el país 404, sino los familiares, que publican las esquelas. Micron había chillado que Occidente no tiene que ponerse límites en su participación en la guerra contra Rusia. El gato ya le ha marcado una raya con su uña.

Hay que recordar que este no es el primer zarpazo. Hace un par de meses ya hubo otro en Jarkov, este específicamente contra mercenarios franceses. Se calcula que murieron unos 60, aunque el número nunca fue revelado. También os recuerdo que el gobierno francés del ratón del laboratorio Rothschild protestó, aunque dijo que no había franceses en el país 404.

Sin embargo, y según una publicación francesa vinculada a la derecha clásica, "Marianne", (Micron es la nueva derecha, la fashion), el ejército francés admite que "el país no había sufrido pérdidas similares en el extranjero desde la guerra de Argelia en la segunda mitad del siglo XX". Y va más allá: "La dirección militar también está preocupada por el descontento entre los oficiales de rango medio activos en el ejército francés. Son desproporcionadamente numerosos entre los muertos y ya en la etapa actual hay problemas para encontrar 'voluntarios' para rotar y reemplazar a los víctimas en el teatro de operaciones ucraniano". Al igual que hace EEUU, los muertos franceses (y los de otros países de la OTAN) en el país 404 se disfrazan como accidentes en su propio país (y se pagan buenas indemnizaciones a la familia, incluyendo ascensos póstumos, que eso aumenta la pensión por fallecimiento). Como es lógico, ahora mismo hay un debate entre ratones: quienes dicen lo anterior y quienes siguen el culo del ratón del laboratorio Rothschild, como el jefe del ejército que dice, empavonado, que están listos para lo que sea. Como en África, donde están saliendo con el rabo entre las piernas.

Porque el gato, aparentemente dormido, abrió un poco el ojo y esperó a que se aproximase el ratón francés para su segundo zarpazo. Algo así como un "hola" a sus soldaditos e ínfulas de grandeza. Micron no había dicho nada de esta ciudad en sus ruiditos televisados, pero sí se había referido a ella en privado: "tengo que enviar algunos muchachos a Odessa". Eso fue el mes de febrero, y es probable que algunos de esos muchachos ya estuviesen y recibiesen el saludo de bienvenida del gato.

El ratón del laboratorio Rothschild no estaba perdiendo el tiempo y ya estaba trabajando en una "coalición de los dispuestos" a ese posible envío de tropas. Seguro que esa noche, tan contento como estaba, perdió el sueño. 

Para el gato ruso, Odesa es un "nido de avispas", un centro de recepción de mercenarios y almacenamiento de armas occidentales porque, al amparo del "corredor de cereales" marítimo que estuvo funcionando un tiempo, llegaron armas y equipo militar vario. Todavía sigue llegando, aunque por vía terrestre. Siempre ha sido el sitio soñado por la OTAN para establecer una base militar desde la que recuperar la influencia en el Mar Negro, una vez que perdió la base de Sebastopol en Crimea tras el referéndum de autodeterminación con el que rechazaron el golpe neonazi del Maidán en 2014 y su posterior anexión a Rusia.

17 de marzo

Bien sea por este segundo zarpazo, y lo que supone, bien porque la presión que los "progres" Verdes están haciendo dentro del gobierno alemán, Scholz de repente cambió de opinión sobre un aspecto crucial para la supervivencia de Occidente: el robo de los fondos rusos. 

Estaba con Micron y el presidente polaco cuando lo dijo. Los dos países que firmaron los Acuerdos de Minks y que reconocieron que no los cumplieron para reforzar al país 404 (o sea, que mintieron ya una vez), vuelven a mentir porque en reiteradas ocasiones dijeron que se oponían al envío de tropas y al robo de los fondos. Y luego hablan de credibilidad. Patético. 

El ratoncito Scholz se apresuró a decir que no se robaban los fondos rusos, solo los beneficios y que con esos beneficios, con esos intereses, se comprarían armas para el país 404. El ratón jardinero mayor del zombi europeo, Borrell, ya se ha sumado a la idea.

Esos fondos están en su mayoría en Bélgica, por lo que es ahora en este país donde se va montar el ruido de los ratones. 

Pero hay un gran peligro. Legalmente Rusia tiene la razón si el ratón belga decide seguir los ruidos de los otros ratones (Francia y Alemania), aunque la demanda -el orden y las reglas occidentales- puede no resolverse o, simplemente, desestimarse. En cualquier caso, esto no es Venezuela, ni Irán. Es Rusia. Y eso no solo llevará al colapso del banco en el que están, sino que arrastrará a toda la banca belga, en primer lugar, y a la banca europea en segundo. Y, en tercero, toda la banca occidental. Es decir: estamos a las puertas de otra crisis financiera occidental, y de esta no va a salir. En la primera (2008-2009) contó con el auxilio de China, ahora no será así.

Los ratones europeos, y su patrón estadounidense, llevan tiempo con la idea de robar todos los activos rusos, pero todavía tienen miedo. La propuesta de Scholz intenta ser un paso, como la de Micron con el envío de tropas, aunque la ruptura con todo lo conocido, incluso su "orden basado en reglas", su orden y sus reglas, empujaría aún más al Sur Global a salir corriendo cuando ven un occidental. El robo de activos de un país soberano será la clave en el ataúd occidental. No digamos en la "credibilidad" por la que chillaba el ratoncito del laboratorio Rothschild. 

Con la Alemania del ratón Scholz oficialmente en recesión, con la Francia del ratón Micron a las puertas de la recesión (y otros países) un paso de estas características va a suponer que otros como China o los Emiratos Árabes Unidos van a retirar sus capitales de Europa.

Al menos hay alguien con un poco de sentido común en el zombi europeo y en Alemania en concreto:  Sahra Wagenknecht, que recientemente abandonó el partido Die Linke (La Izquierda) entre otras cosas por la postura de apoyo a los neonazis y al gobierno. 

Sahra no ha hecho otra cosa que utilizar el sentido común y recoger el sentimiento de la calle alemana.


En un discurso conmovedor, inusual y valiente en el Parlamento les dijo a estos ratones "progres" (los socialdemócratas y los verdes): "¿Habéis perdido la cabeza? ¿os habéis vuelto todos locos? nuestros grandiosos expertos militares de Los Verdes nos han estado diciendo desde hace dos años qué cambio de juego tenemos que hacer a continuación para que Ucrania pueda ganar esta guerra. Ellos y otros sueñan con utilizar misiles alemanes para destruir ministerios en Moscú. Y cuando el Papa se pronuncia contra esta locura, diciendo que Kiev debería negociar en lugar de llevar al país al suicidio, lo llaman troll de Putin. Todo el mundo fuera de la burbuja política alemana sabe que Ucrania no puede con esta guerra".

Todo el mundo fuera de los psicópatas occidentales. Ya lo dijo la ratoncilla que ejerce de ministra de Exteriores de Alemania en septiembre de 2022: "Si hiciera una promesa al pueblo ucraniano, diría que estaremos con ustedes mientras nos necesiten. No importa lo que piensen mis votantes alemanes. Eso es lo que quiero transmitirles". Aquí está lo que piensan. Pero esto es democracia pura: tu piensa y dí lo que quieras que yo hago lo que me da la gana.

Pero los ratones siguen corriendo (con Micron y Scholz a la cabeza) y haciendo ruido, pretendiendo que todavía pueden coger el queso (y matar a un gato que ya, sin despertarse del todo, les ha dado otro zarpazo).

P.D.- Zhúkov tenía razón cuando dijo "Liberamos a Europa del fascismo, pero nunca nos perdonarán por ello". 


Los "valores democráticos" occidentales, que valen lo mismo que su "orden internacional basado en reglas".

El Lince

martes, 19 de marzo de 2024

El ruido de los ratones (II)

Un día después de que el ratón jardinero mayor del zombi europeo estuviese en Washington pidiendo a los republicanos que aprobasen los 60.000 millones de dólares para "salvar a Ucrania", el ratón que parece grande, pero que es pequeño, Emmanuel Macron, a quien ahora llamaré Micron (de micro, pequeño), intentó asustar a Francia y a toda Europa con sus chillidos.

16 de marzo (antes de la noche)

Micron es un ratón peculiar, sacado del laboratorio Rothschild, y que se caracteriza por decir por la mañana una cosa y por la tarde la contraria. El ratón que no hace mucho hablaba de "muerte cerebral de la OTAN" y de que "no hay que humillar a Rusia", ahora emite unos ruidos diferentes: "Si Rusia gana, la vida de los franceses cambiará". Supongo que Putin tiene la culpa de que se haya aumentado la edad de jubilación o de que los agricultores estén en pie de guerra, entre otras cosas, porque al igual que todos los países del zombi europeo Francia facilita el tránsito y el comercio preferente de los cereales del país 404 en detrimento de los propios; todo para que Rusia no gane, por supuesto, y en apoyo a los neonazis. 

Y Micron no se quedó ahí: "porque si gana, nuestra existencia está en juego, ya hemos sufrido las consecuencias de esta guerra en nuestra vida diaria, nuestros hospitales sufren disfunciones debido a la agresión rusa. Hemos sufrido las consecuencias en Europa: el precio de la gasolina, el estado de nuestra economía, el coste de los cereales son consecuencia de esta guerra lanzada por Rusia y si Rusia gana esta guerra, la credibilidad de Europa se reducirá a cero". Supongo que quiso chillar "por debajo de cero", porque si tenemos en cuenta Gaza, las sanciones, África... Pensar que hay credibilidad en Occidente es como pensar que hay vida en Plutón.

¡Rayos y truenos!, todas las huelgas, las manifestaciones (desde los chalecos amarillos a la jubilación), la voladura del gasoducto Corriente del Norte que permitía el "bienestar" del zombi europeo por los precios súper baratos, son culpa del gato ruso. ¡Malditos putinistas! Ellos tienen la culpa de esto:

 
 
Por supuesto que la política del ratón del laboratorio Rothschild no tiene nada que ver: Rusia es culpable.

Por eso, por todo ello, Micron, que quiere ser el ratón más grande del zombi europeo, chilló que había que enviar tropas al país 404, antes conocido como Ucrania: “Hace dos años dijimos que nunca enviaríamos un tanque. Lo hicimos. Hace dos años dijimos que nunca enviaríamos misiles de medio alcance. Lo hicimos. Dijimos que nunca enviaríamos aviones. Algunos ya están en proceso. Nos ponemos demasiados límites”. Un reconocimiento expreso de las constantes mentiras occidentales. Y de su orden y sus reglas. Desgraciadamente para el ratón del laboratorio Rothschild, los límites se los está poniendo el gato ruso, como diré más adelante en otra entrega.

Micron, tal vez teniendo en mente Kosovo, como el ratón jardinero jefe Borrell (ver parte I), dijo que "la paz a largo plazo es imposible cuando no hay soberanía, no hay retorno a las fronteras internacionalmente reconocidas de Ucrania". Supongo que en Serbia se están tirando de los pelos al oír esto, dado que nadie en Occidente tuvo el menor reparo en mover las fronteras de Serbia con la guerra que se lanzó contra este país. Cosas de Occidente, de su "orden internacional basado en reglas". Su orden y sus reglas.

Micron dijo que "lo que está sucediendo no está tan lejos de nosotros", como si Francia y la OTAN no hubiesen tenido nada que ver con el bombardeo de Belgrado en 1999 (que está más cerca aún de París que el país 404) y como si Serbia no fuese parte de Europa. Micron, el ratoncillo del laboratorio Rothschild, o sea, "educado" en EEUU, y por lo tanto ignorante en geografía, no debe saber que Serbia es territorio europeo. Lo que sí sabía es que nadie, entonces, iba a reclamar nada a Occidente y su "orden internacional basado en reglas". Su orden y sus reglas.

Micron añadió que "Rusia es el enemigo". Ya lo dijeron hace mucho tiempo Napoleón y los nazis. Y salieron con el rabo entre las piernas. Aunque aquí hay que apuntar el resentimiento por lo que está sucediendo en África, donde la revuelta anticolonial en el Sahel está pasando factura a todo el entramado económico-militar de Francia. Y se acusa a Rusia tanto de haberlo posibilitado como por estar beneficiándose de la retirada occidental.

Pero los ratones siguen corriendo (con Micron a la cabeza) y haciendo ruido, pretendiendo que todavía pueden coger el queso (y matar al gato).

Estos ratoncillos psicópatas no solo están locos, están borrachos. Y fumados.

P.D.- Hablando de la revuelta anticolonial en el Sahel, de los países que han expulsado a Francia de allí (y ahora Níger expulsa también a EEUU de su territorio), los tres países que componen la Alianza de los Estados del Sahel (Malí, Burkina Faso y Níger) dan un paso más y crean una fuerza militar conjunta para combatir a los yihadistas. 

El Lince

lunes, 18 de marzo de 2024

El ruido de los ratones (I)

Hasta ahora los denominaba vasallos de EEUU. Además añado el calificativo de ratones. Eso son los europeos, ratones. Y los ratones llevan unos días haciendo ruido. Estos días voy a recoger la secuencia del ruido de los ratones durante la última semana.

15 de marzo

El ratón jardinero mayor del zombi europeo, Josep Borrell, visitó Washington para reunirse con miembros del Partido Republicano de EEUU y "convencerles" para que aprobasen el paquete de 60.000 millones de dólares "para salvar a Ucrania". Porque para este ratón, uno de los que más ruido hacen, "los próximos meses serán decisivos" dado que "el resultado del conflicto se determinará esta primavera, este verano, antes del otoño".

Cosas de la vida: hace exactamente un año, al inicio de la tan traída y llevada "contraofensiva" del país 404, antes conocido como Ucrania, este ratón decía que iba a ser exitosa y que la derrota de Rusia era posible. Al unísono con otro de los ratones europeos, el presidente del Consejo Europeo, el belga Charles Michel, entonces ambos decían eufóricos que "es posible la derrota del ejército ruso y la entrada de las Fuerzas Armadas del ejército ucraniano en Crimea".

Cosas de la vida: un año después estos dos ratones ven ahora a las tropas rusas en los arrabales de Kiev y corren a la madriguera del patrón para suplicar ayuda porque Rusia no solo se quedará ahí, como todo el mundo sabe, sino que luego irá a más "llegando a las fronteras de los Balcanes". Dónde están esas fronteras es una cuestión de geografía. A lo mejor se está refiriendo a Kosovo, el ente ficticio creado por la OTAN al margen de la ONU y cuyo precedente, cosas de la vida, sirvió para la anexión de Crimea a Rusia, Pero lo que era válido para Kosovo resulta que no lo era para Crimea. Cosas de Occidente y su "orden internacional basado en reglas". Su orden y sus reglas.

De todas maneras es entendible que el ratón Borrell diga esto. Sabe, como sabemos todos, que los estadounidenses son una nulidad en geografía (y en otras cuestiones culturales, son el pueblo más ignorante del planeta), que no tienen ni idea de dónde están los Balcanes (y, si me apuráis, ni siquiera dónde está Europa) por lo que queda muy bien y asusta con sus ruiditos. 

En cualquier caso, es una muestra más del pánico existente en todo Occidente y el ruido que están haciendo los ratones hay que enmarcarlo aquí, en el pánico y en la desesperación. Es evidente que el castillo de naipes construido alrededor de la "debilidad rusa", la que alimentó las sanciones (ilegales, según el derecho internacional) y el comportamiento arrogante occidental, se está desmoronando tras el soplo que los rusos han dado con la captura de Adeyevka (nombre que hay que poner, no el otro) y la liberación de nuevos pueblos casi todos los días.

Está claro que el resultado del conflicto está determinado: tras el fracaso de la famosa “contraofensiva”, ni el país 404, antes conocido como Ucrania, ni los psicópatas occidentales, incluyendo a los ratones europeos, tendrán otra oportunidad y menos tras las elecciones rusas (por cierto, no he podido dormir ante la angustia de lo apretado de los resultados). 

Pero los ratones siguen corriendo y haciendo ruido, pretendiendo que todavía pueden coger el queso (y matar al gato).

El Lince

martes, 12 de marzo de 2024

Zhúkov tenía razón

Gueorgui Zhúkov fue, sin el menor atisbo de duda, el mejor militar del siglo XX (solo se le acercó el vietnamita Vo Nguyen Giap). Quien fue el organizador de la defensa de Leningrado, de Moscú y de Stalingrado; quien fue uno de los planificadores de la Operación Bagratión, la que rompió la espina dorsal de los nazis, y quien liberó Berlín dijo una frase lapidaria: "Liberamos a Europa del fascismo, pero nunca nos perdonarán por ello".

Eso fue hace 80 años, pero no se equivocó nada. El fascismo en Europa -no solo en Europa- campa a sus anchas, cada vez más (con Portugal como nuevo elemento). Quien liberó al mundo del fascismo, no solo a Europa, vuelve a ser el enemigo. Como siempre. Los fascistas de hoy no perdonan, como tampoco lo hicieron los de ayer.

La Unión Soviética destrozó el mito de la invencibilidad del fascismo. Hoy Rusia está destrozando el mito de la invencibilidad de Occidente, junto a otros como China o Irán (incluyendo a los increíbles hutíes). Al mismo tiempo, en millones de personas de todos los continentes surgió y se fortaleció la esperanza de liberación de la amenaza de la esclavitud fascista. Como hoy está ocurriendo con la hegemonía occidental, donde cada vez más gente desea que desaparezca.

En una conferencia reciente en la que participé sostuve que estamos en un momento pre-Stalingrado. Al igual que Alemania y sus vasallos con esta ciudad, los cruzados occidentales están poniendo toda la carne en el asador en el país 404, antes conocido como Ucrania. Entonces millones de personas en todo el mundo sintieron que podía haber un nuevo rumbo cuando el crujido de la maquinaria de guerra alemana, de la “wunderwaffen”, de sus armas maravillosas, era el crujido de las armas rotas, derrotadas. Este crujido se está viendo hoy también en el país 404, donde las "wunderwaffen" occidentales (misiles Patriot, tanques Leopard, Challenger, Abrams) arden tan maravillosamente como sus predecesoras.

Entonces se comenzó a formar una amplia política de alianzas anti fascista que hoy es equiparable a esa amplia alianza anti occidental que son los BRICS ampliados (si bien no es del todo cierta esta afirmación sí lo es en cuanto que todos los países BRICS apuestan por el fin de la hegemonía occidental). Y, como entonces, estamos asistiendo a la configuración de un nuevo sistema de relaciones internacionales que chirría para Occidente y su "orden internacional basado en reglas" de la misma forma que chirrió para la Alemania nazi con su orden y sus reglas. Lo mismo que planteaba la Alemania nazi lo plantea hoy Occidente.

Los Macron, los Scholz, los Sunak, las von der Leyen, los Biden son hoy los sucesores de los fascistas de ayer. De ahí el resurgimiento del fascismo. De ahí su obstinación con los neonazis del país 404. De ahí que, según ellos mismos reconocieron, firmaran los Acuerdos de Minsk para no cumplirlos. Nunca perdonarán a la URSS, ni ahora que no existe, a Rusia, que derrotaran al fascismo. Zhúkov tenía razón, mucha razón. 

No pueden consentir la derrota en el país 404 como antes no se podía consentir la derrota en Stalingrado. La derrota en el país 404 es humillante. La matanza y el genocidio en Gaza es vergonzoso. Pero los fascistas, los que andan pujantes por las calles y los psicópatas que gobiernan no son humildes ni tienen vergüenza. Los psicópatas tienen miedo, sí, están desesperados, sí, pero aún piensan que todo es reversible. Se encaminan hacia el suicidio colectivo, están destruyendo Occidente, pero quieren morir matando. Mejor, aún piensan que pueden evitar la muerte matando a Rusia (y a China, y a Irán, y a los increíbles hutíes).

Alemania está oficialmente en recesión. Gran Bretaña acaba de entrar en recesión. Pero Rusia es culpable. Lo más que se les ocurre es ponerse delante de los fascistas agitando el trapo de "No te metas con la OTAN", como si la OTAN no estuviese recibiendo una monumental paliza en el país 404. Por eso hablan de enviar tropas, que ya están; de enviar más armas, que ya están, de... Así son los fascistas. Es lo mismo, igual, que hizo Hitler hace 80 años. Quieren crear una especie de "cordón otánico" en Odesa, en Jarkov, en Kiev para "evitar el avance ruso". Creen que así los rusos se asustarán por temor a matar a soldados occidentales. Ilusos. Ya están muriendo, como acaba de suceder con 20 estadounidenses que manejaban la batería de misiles Patriot recientemente destruida, esos misiles que, según los neonazis del país 404, derribaban todo lo que llegaba. Otra mentira más ardiendo. Y esos soldaditos yankis han muerto... en Utah. Curiosamente, un día después de esta destrucción, allí un helicóptero del ejército yanki se estrelló dejando 20 muertos. 

Quienes hace 80 años, en el pre-Stalingrado, y por conveniencia, se aliaron con la URSS en contra del fascismo, hoy le alientan y le apoyan de forma abierta. En sus propios países, en el país 404 o en Palestina a través del sionismo. Como dijo no hace mucho la ministra de Asuntos Exteriores de Alemania, la “progre” y “verde” Annalena Baerbock, "estamos librando una guerra contra Rusia". Ya no solo es esta niñata quien lo dice. Son Macron, Sunak, la condesa de la UE... Todos. Zhúkov tenía razón. Occidente no perdonará nunca la derrota del fascismo.

Occidente está en modo suicida y su derrota está haciendo que el mundo vea cómo la hegemonía occidental desaparece y, con ello, está surgiendo un nuevo mundo donde las relaciones entre países tienden a ser más justas y alejadas de los cánones neocoloniales occidentales. Como ocurrió en Stalingrado, millones de personas del mundo no occidental, el mundo que ha sufrido el neocolonialismo y la agresión, de forma especial desde que desapareció la URSS y se instaló el poder unipolar de EEUU a nivel mundial, están viendo que esa época está desapareciendo, que las “wunderwaffen” occidentales, las armas maravillosas entregadas al país 404, antes conocido como Ucrania, y con las que iban a doblegar a Rusia, crujen y arden como lo hicieron sus predecesoras alemanas en Stalingrado y que su humo y sonido es el de las armas rotas, el de la hegemonía rota, derrotada. Un humo y un sonido que se extienden por todo el mundo y que da fuerza a los resistentes de Gaza, y de Yemen, y de muchos países africanos y sus revueltas anticoloniales...

Porque hoy hay varios Stalingrado y las similitudes son evidentes. En el país 404, Rusia está luchando contra 32 países de la OTAN; en Gaza la resistencia palestina está luchando contra un Israel apoyado por todo Occidente. Incluso los hutíes de Yemen se enfrentan a la “coalición de los dispuestos” occidental, una coalición que sigue los esquemas, y los parámetros, de los nazis. Occidente está siendo derrotado en todos estos Stalingrado.

La reacción occidental oscila entre la locura absoluta (el país 404) y lo grotesco absoluto (como lo del envío "humanitario" a Gaza cuando es con el apoyo de Occidente que se produce el genocidio). Este es el nivel de Occidente. Esto es lo que se está viendo. Por eso hay que llegar a un momento post-Stalingrado. Resulta sorprendente el ver cómo Europa se está convirtiendo una vez más en el epicentro de una nueva gran confrontación, por tercera vez consecutiva, como consecuencia de su irracional vasallaje y sumisión a EEUU y su conclusión, el ascenso del fascismo. 

Occidente es el más claro ejemplo del emperador desnudo, no solo EEUU. Sus pretendidos “valores democráticos” son el humo que se eleva de las "wunderwaffen" que arden en el país 404 y del polvo que sale de una Gaza arrasada con su apoyo y patrocinio. El jardín occidental que alababa el Alto Representarte de la Política Exterior de la UE es, en realidad, un erial haciendo el saludo nazi.

Occidente, no solo Europa, tuvo que hacer concesiones a los trabajadores, a la población, tras la derrota nazi (Alemania y sus vasallos) en Stalingrado. El miedo a la fuerza de las ideas socialistas obligó a la burguesía a hacerlo. Eso duró, más o menos, hasta la desaparición de la URSS. Recordad lo que ha ocurrido, lo que está ocurriendo, desde entonces en el campo de los derechos económicos, sociales y laborales. 

Ahora todo Occidente está a un paso de la recesión, esa en la que ya están oficialmente Alemania y Gran Bretaña y con Francia, Finlandia y Estonia a las puertas de esa recesión. Las bases para otra profunda crisis europea ya están sentadas y difícilmente podrán ser reversibles. En primer lugar, se trata de la pérdida por parte de Europa de la base principal e irreemplazable de su bienestar económico a largo plazo: los recursos energéticos rusos relativamente baratos. Todo lo demás, incluida la reducción de la producción industrial, los recortes masivos de empleos, la pérdida de estabilidad social, la degradación final de la ya efímera “democracia”, el surgimiento de los llamados “líderes fuertes” (nuevos Führers) en esta ola, es esencialmente una consecuencia inevitable y nada más.

Definitivamente, Zhúkov tenía razón.

El Lince